Qué es un estado de conciencia ?

> Inicio > Salud y Belleza

La palabra conciencia se puede traducir como “con conocimiento” y podemos aproximar el significado del término “estado de conciencia” es una situación en la cual estamos en conocimiento de lo que ocurre a nuestro lado y en nosotros mismos. Hay varias formas de enfrentar el término mismo, puede ser desde un punto psicológico, psiquiátrico o médico por una parte, por otra sería desde el punto de vista filosófico-existencial y por último desde la perspectiva mística o religiosa.

Claro que hay mucho de todo en cada de estas perspectivas pues la religión y la ciencia tienen su filosofía y es algo que no deberíamos de perder de vista. Podríamos decir, desde un punto de vista médico la conciencia de vigilia, lo que usualmente se utiliza como sinónimo del término como tal, es una situación cognitiva no abstracta que permite la relación, interpretación y asociación con los estímulos externos denominados realidad utilizando o haciendo uso de los sentidos organolépticos como medio de comunicación entre los estímulos externos y sus asociaciones en el cerebro.

En otras palabras son los momentos en que percibo el medioambiente, percibo mi propio ser, interpreto esas percepciones y puedo responder a ellas. Desde ese punto de vista hay básicamente dos tipos de estado de conciencia: los estados ordinarios o normales y los estados alterados. Dentro de los estados ordinarios o naturales están la vigilia y el sueño: en la vigilia un persona presenta todas sus facultades mentales completas y se ve influenciada por las circunstancias, el tiempo, el medio físico y hasta por la cultura misma; dentro del sueño, que por cierto hay algunos que lo clasifican como un estado alterado pero realmente no se trata de eso, encontramos dos tipos a su vez. El SOL o sueño de ondas lentas que transcurre sin los sueños y el sueño MOR, de movimientos oculares rápidos, o REM por sus siglas en inglés; aquí es donde soñamos la mayor parte del tiempo. Algunos hacen incluso diferencias entre estas fases del dormir, distinguiendo dos estados discretos de conciencia, el dormir y el soñar, refiriéndose a lo primero para señalar al sueño de onda lenta, por ser una fase claramente distinguible al registrar la actividad eléctrica en el cerebro.

Y ahora los estados alterados pueden ser espontáneos o provocados. Los estados alterados espontáneos se dan por ciertas causas naturales como el coma, el estado vegetativo, la fiebre y el delirio, que suelen ser causados por enfermedades. Los estados alterados provocados o inducidos incluyen a la meditación, la hipnosis, la anestesia o el uso de drogas psicotrópicas. Hay ciertos estados alterados que se saltan la barrera de lo espontáneo y lo provocado, por ejemplo el “coma químico” que es inducido en ciertos pacientes para que no sufran a causa de dolores muy intensos donde los analgésicos y opiáceos resultan inútiles, para mencionar ejemplos: las quemaduras muy extensas en el cuerpo o la muerte muscular.

Están por último los estados alterados de conciencia derivados de la meditación que abarcan muchas variaciones en su interpretación, por ejemplo no son pocos los ejemplos de santos que en medio de sus meditaciones ven sus cuerpos elevados del suelo y en pocas ocasiones ha habido testigos de ello. Claro que esto nos lleva al misticismo y la devoción de las personas, áreas que son muy delicadas, por ello solo prefiero hablar de los casos con testigos confiables como el de Santo Domingo Savio que en una de sus meditaciones se elevó unos 35 cm sobre el suelo, si la memoria no me falla y fue atestiguado por San Juan Bosco.

En los sistema filosóficos orientales el tema de la conciencia ha sido explorado y debatido desde los orígenes mismos de la civilización. Por ello podemos encontrar en antiguos textos la clara distinción entre los tres estados naturales de conciencia, la vigilia, el sueño y el dormir profundamente sin contenidos. En teoría una persona, mediante el entrenamiento meditativo, podría ser capaz de recorrer a voluntad estos estados, manteniendo el "darse cuenta" intacto. Por lo menos hay pruebas de practicantes que pueden ingresar "conscientemente" a los sueños, lo que ha sido estudiado en occidente como los sueños lúcidos.

Según esta línea de pensamiento, existiría un cuarto estado, de característica trascendental, de cuya raíz se desprenderían los otros tres, y dada la equivalencia que se hace en estos sistemas de realidad y conciencia, todos los fenómenos que nos rodean. Por supuesto que entramos al terreno de la especulación, pero vale la pena mencionarlo para graficar la importancia del tema, tanto para oriente como occidente. Ha sido un tema infaltable para debatir en cualquier sistema filosófico que busque darle sentido al mundo, porque de partida, no podríamos estar leyendo este artículo si no tuviéramos esta "conciencia" que nos permite darnos cuenta de ello.

Tus preguntas





Búsqueda personalizada



Contacto     Links     Aviso legal
Copyright ©2005-2017, Todos los derechos reservados