Qué es un laxante ?

> Inicio > Salud y Belleza

Un laxante es una preparación que se usa para provocar la defecación. Son un producto que, generalmente, se utilizan para tratar el estreñimiento. Existen diferentes tipos de laxantes. Los estimulantes, lubricantes y suavizantes de heces sirven también para evacuar el colon para poder realizar exámenes rectales e intestinales. Pacientes de anorexia y bulimia suelen abusar de los laxantes como un mecanismo para bajar de peso. El consumo excesivo puede provocar graves problemas como parálisis intestinas, síndrome irritable de intestinos y pancreatitis. Pueden ser suministrados por vía oral o en forma de supositorio.

Existen cinco tipos diferentes de laxantes. El primero son los llamados agentes productores o formadores de bultos. Son consumidos acompañados de una dieta basada en fibra y su tiempo de acción es de entre 12 y 72 horas. Estos operan tanto en el intestino delgado como en el grueso y lo hacen tapando el intestino y reteniendo el agua. De esta manera se forma un gel emoliente, lo que hace más fácil que la comida se mueva por los intestinos, es decir, facilita los movimientos peristálticos.

Los suavizantes de heces, conocidos también como surfactantes contribuyen a que el agua y la grasa salgan del cuerpo más rápidamente. Al igual que los anteriores, trabajan sobre ambos intestinos y tienen un tiempo de acción de 12 a 72 horas. Uno de sus principales problemas es que producen tolerancia, por lo que, con el uso prologando dejan de surtir efecto.

Un tercer tipo de laxantes son los lubricantes o emolientes. Este tipo hace que las deposiciones sean más líquidas, por lo que el recorrido de las heces por el intestino es más fácil. Operan sobre el colon y su tiempo de acción es más veloz que los métodos anteriores, tardando entre 6 y 8 horas.

Existen también los agentes hidratantes u osmóticos. Estos contribuyen a que aumenta la concentración de agua en los intestinos y, por lo tanto, las deposiciones sean más fluidas. Dentro de los agentes hidratantes existen dos tipos: los salinos y los hiperosmóticos. Los primeros actúan sobre ambos intestinos. Además de aumentar el nivel de agua en el intestino, liberan la colecistoquinina (CCK) que es una hormona intestinal que estimula la digestión de grasa y proteínas. Los agentes hiperosmóticos operan en el colon y, además de retener el líquido, contribuyen bajando el PH. Los dos tipos de agentes hidratantes tienen un tiempo de acción que va desde los 6 minutos a las 3 horas.

Por último, los estimulantes o irritantes también actúan sobre el colon, pero su principal particularidad es la estimulación que hacen de los movimientos peristálticos. Esto puede llegar a ser bastante peligroso, por lo que se recomienda utilizarlo sólo en situaciones extremas.

Cualquiera de los productos anteriormente nombrados pueden ser útiles para combatir el estreñimiento, sin embargo es importante consultar al médico cuál es el laxante más apropiado para cada persona. Además, hay que tener en consideración que el abuso de cualquiera de estos, siempre es peligroso para la salud.

Tus preguntas





Búsqueda personalizada



Contacto     Links     Aviso legal
Copyright ©2005-2014, Todos los derechos reservados