Quién fue Hirohito ?

> Inicio > Arte y Humanidades

Nace en 1901 y muere en 1989. Haciende al trono en Japón con el nombre de Emperador Shōwa, aún cuando Hirohito fue le nombre con que se le conocería en Occidente. Hay varios hechos curiosos en su vida por ejemplo el mismo nacimiento, fue el primer príncipe en siglos que nace de una esposa oficial de un emperador, fue el primer príncipe heredero en salir del país y visitar Europa, asciende al trono en 1926 pero ya ejercía el poder como regente desde 1921, pues su padre el Emperador Taishō (nombre de pila Yoshihito) había contraído al nacer una meningitis (dicen que por envenenamiento por plomo) y su salud física y mental fue siempre muy delicada, para ese año ya no podía ejercer ninguna de sus funciones y por ello Hirohito es nombrado regente, las apariciones en público de Yoshihito fueron muy raras y hay ciertas anécdotas sobre las mismas que hacen pensar que su salud mental estaba muy comprometida desde mucho tiempo antes, supongo que se mantuvo en secreto hasta que su hijo pudiera hacerse cargo del país, como en efecto así fue.

Como un dato curioso el parecido físico entre Hirohito y Yoshihito era tal que recuerdo que cuando niño confundí las imágenes de ellos en un documental que televisaron. Lo de la salud mental del emperador pone en evidencia un hecho que después se recalcó, el imperio era gobernado básicamente por la élite militar y los ministros (yo diría que lo habían hecho con bastante acierto). Cuando asciende al poder esto se hace más patente y yo guardo la imagen de que Hirohito fue mantenido al margen de la toma de decisiones militares y de la militarización del país durante ese tiempo hasta el principio y fin de la segunda guerra mundial, por lo menos se me educó con esa idea.

Antes de continuar debo aclarar que Hirohito tenía una imagen estereotipada de los europeos (incluidos los norteamericanos) y de los chinos, que fue reforzada por su experiencia en Europa y por muchas verdades, como el hecho de que en China se educara formalmente a los jóvenes con prejuicios sobre los japoneses y los vieran como enemigos. A esto se unió la relativamente poca información que se le dio sobre las posibilidades de ganar la guerra, en realidad sus propios generales sabían que entre la victoria y la derrota existía menos que un tenue hilo, que dependía si Japón podía hacerse de una fuente de combustibles estable (en primer lugar) y de materias primas para el ejército (como algo secundario). Contaban con el hecho de que los norteamericanos dedicarían sus esfuerzos primero en Europa y luego en el Pacífico (lo que en realidad ocurrió).

No contaron con que la guerra sería perdida en Europa y que los Estados Unidos volcarían todo su poder militar en una guerra de desgaste en el Pacífico. Para cuando esto era patente los generales estaban anuentes a pedir la rendición del Japón con tal que el emperador no fuese depuesto y estaban a punto de proponerlo cuando la realidad del poderío militar norteamericano les cayó encima literalmente, los ataques atómicos a Hiroshima y Nagasaki no dejaron lugar a tal petición y la rendición tubo que ser forzosa e incondicional. Hirohito tomó parte activa en todo esto, pero en las condiciones que ya mencioné y debió ser juzgado como criminal de guerra pero el general Douglas MacArtur, conocedor de las culturas orientales, se dio cuenta (o por lo menos lo juzgó así) que si era juzgado y condenado como tal probablemente la unidad e integridad del Japón se vería comprometida.

En lo personal creo que MacArtur tenía la razón y la reconstrucción de Japón podría haber sido mucho más lenta de haberse depuesto el emperador, principalmente porque se podían prever luchas por el poder. Muchos opinan lo contrario, incluidos los mismos hermanos de Hirohito (claro que también hay intereses de por medio) pero la historia parece contradecirles. Así que Hirohito fue protegido y vivió para ver la reconstrucción de su país y no solo eso, fue el artífice de un milagro económico, aunque sin poder político real su figura fue más que primordial para tal recuperación, representó la figura de toda una nación que se disculpaba ante el mundo y que se levantaba con dignidad ya no como una potencia militar, sino como una potencia económica que lucharía por la paz.

Públicamente Hirohito mantuvo un perfil muy bajo y fue obligado a renunciar a su dignidad divina precio por su participación en la guerra que muchos dirán que no fue justo (por el hecho de no ser juzgado) pero yo siempre lo miré como un prisionero en una cárcel de cristal y en sus apariciones en público se veía un semblante triste, sin embargo recuerdo verlo sonreír en una sola ocasión: en primavera, en la ceremonia del Hanami unos años antes de su muerte. No diré de él nada más que una cosa: no creo que haya pasado tanto tiempo como para que la historia le de su justo lugar. Su nombre oficial Emperador Shōwa se puede traducir como Emperador de la Paz Ilustrada.

Tus preguntas





Búsqueda personalizada



Contacto     Links     Aviso legal
Copyright ©2005-2014, Todos los derechos reservados